Septiembre

En la historia de la música a través de los siglos, las personas habían preferido escuchar e interpretar la música culta, mientras que la popular era una música de segunda. Sin embargo, a principios del siglo XX esta preferencia cambió. Los estudiosos dicen que en gran parte se debió a la aparición de la radio y el fonógrafo, que permitió que la música popular llegara de repente a casi todos los hogares, y la gente comenzó a consumirla en cantidad, especialmente con la compra de discos. Este hecho ocurrió junto con la aparición de las nuevas tendencias, modernas, de la música, que eran incomprensibles para el gran público y fueron rechazadas, y los comerciantes de la música aprovecharon para introducir masivamente lo que ahora conocemos como música popular.

Uno de los efectos que se logró fue estandarizar la duración de una pieza de baile o canción en alrededor de tres minutos, porque este tiempo era la capacidad de reproducción de un disco de la época.

En cuanto a las ventas, el record lo tienen los Beatles, con un total de ventas globales de todos sus discos calculada en más de cien mil millones. Esta banda tiene otros records además de ese. Por ejemplo, de la canción Yesterday se han grabado más de 1600 versiones diferentes. Y de su álbum llamado “1”, que apareció en noviembre del año 2000, se vendieron más de 13 millones de copias en un solo mes.

Es difícil que la llamada música académica, o clásica, llegue algún día a alcanzar esas cifras de ventas, aunque es posible que aparezca en ese mundo un fenómeno que produzca ese entusiasmo.

Autor entrada: nachoweb